Comunicado de la Comisión Permanente del Foro de Laicos ante la retirada del Ante-Proyecto de Ley Orgánica de Protección del Concebido y los Derechos de la Embarazada 


1.- Como laicos que representamos a un conjunto grande de organizaciones católicas de carácter nacional, no optamos públicamente por una u otra opción política a la que votar. Cada cristiano, según su conciencia iluminada por el Evangelio y la doctrina social de la Iglesia, elige responsablemente cómo votar.

2.- Pero como cristianos y siguiendo las enseñanzas de los Papas más recientes, San Juan Pablo II, Benedicto XVI y Francisco, tenemos la obligación de manifestarnos en la vida pública cuando las circunstancias lo exigen. No admitimos reducir lo religioso a la esfera de la vida privada.

3.- Siendo esto así, consideramos nuestra obligación alzar nuestra voz ante la retirada del ante-proyecto de Ley Orgánica de Protección del Concebido y los Derechos de la Embarazada, que anunció ayer el Señor Presidente del Gobierno, D. Mariano Rajoy Brey.

4.- Defendemos la vida humana desde el momento de la concepción hasta la muerte natural, en los términos de la Doctrina de la Iglesia Católica. Por lo tanto, no podemos apoyar las legislaciones que van contra esos derechos.

5.- Expresamos nuestro pesar y profunda decepción por la incoherencia que supone esta renuncia a un punto fundamental del programa electoral del partido que hoy gobierna. Pedimos al Consejo de Ministros que reflexione sobre este tema desde una perspectiva constitucional y de principios y no meramente de cálculo electoralista, pues son los derechos que están en juego se encuentran recogidos en la Constitución.

6.- Con el Papa Francisco afirmamos que: “entre los débiles que la Iglesia quiere cuidar con predilección, están también los niños por nacer, que son los más indefensos e inocentes de todos, a quienes hoy se les quiere negar su dignidad humana en orden a hacer con ellos lo que se quiera, quitándoles la vida y promoviendo legislaciones para que nadie pueda impedirlo”. (EG213)

7.- A María, la madre de Jesús, pedimos que los gobernantes y la sociedad misma nos abramos a propuestas activas que faciliten en derecho de las mujeres a la maternidad en condiciones dignas y despertemos la responsabilidad de los varones que han engendrado al concebido.

La Comisión Permanente del Foro de Laicos de España

Madrid, 24 de septiembre de 2014